5 falsos mitos sobre la ortodoncia invisible

Nov 17, 2023

El tratamiento de ortodoncia invisible es uno de los servicios estrella que ofrecemos en nuestra clínica dental en Oviedo. Es lógico, puesto que su comodidad y su respeto por la estética dental son pesos muy fuertes para poner en la balanza en comparación con la odontología tradicional con brackets.

Sin embargo, todo lo nuevo es siempre motivo de recelo y sospechas. En el caso de la ortodoncia invisible, estaba claro que no se iba a producir una excepción.

Estos son 5 falsos mitos sobre la ortodoncia invisible que quizás hayas escuchado o leído de fuentes poco fiables y que vamos a desmontar en este artículo:

1. Es un tratamiento solo para gente joven:

FALSO. La ortodoncia es una modalidad odontológica a la que pueden acudir pacientes de toda edad, ya sea en su modalidad convencional o a través de la ortodoncia invisible.

2. Es un sistema incómodo y molesto

FALSO. Es cierto que es normal, como ocurre también con la ortodoncia convencional, que nuestra boca tarde unos días en acostumbrarse a esos nuevos invitados que son los alineadores. Sin embargo, los alineadores son personalizados, por lo que se adaptan perfectamente a tu boca y esa sensación de molestia no debería tardar mucho en desaparecer. Durante el tratamiento no notarás que los llevas.

3. El uso de los alineadores puede provocar mal aliento

FALSO. No son los alineadores en sí quienes provocan la halitosis, sino una mala higiene oral del paciente o una descuidada rutina de limpieza de los alineadores. Siempre y cuando tengas una correcta y puntual rutina de cepillado dental y limpies bien tus férulas de ortodoncia invisible no deberías tener problemas de mal aliento.

4. Aumenta la sensibilidad dental

FALSO. Como hemos dicho, es inevitable que notes cierta presión en los primeros días de tratamiento. Pero esto no tiene nada que ver con la sensibilidad dental.

5. Los alineadores pierden su color con el tiempo

FALSO. Solo ante una mala rutina de limpieza, los alineadores dentales podrían perder su color. Pero si el paciente es constante, estos permanecerán siempre que los usemos con su función translúcida para respetar tu sonrisa. Además, estos aparatos se cambian continuamente, por lo que una posible decoloración por mal uso no acompañaría al paciente durante mucho tiempo.

La ortodoncia invisible es un cúmulo de ventajas. Acudir a ella es una decisión inteligente, acorde a los tiempos que corren y muy beneficiosa para tu autoestima.

Pide cita y acude a nuestra clínica dental en Oviedo si quieres más información sobre esta revolucionaria técnica de ortodoncia.